La enfermedad de Morgellons (también conocida como la enfermedad de las fibras) es uno de los grandes misterios que la comunidad científica se ha visto incapaz de resolver. Esta enfermedad consiste en la aparición de úlceras y en la sensación de un continuo hormigueo en la piel, acompañadas por unos filamentos fibrosos y sin rastro de infección alguna.

Las numerosas teorías que se han erigido alrededor de este trastorno lo han convertido en una cuestión verdaderamente polémica. Es por este motivo que en Salud y Amistad queremos acercarte un poco más a esta gran incógnita médica, y para ello no sólo te detallaremos sus principales síntomas, sino también las teorías que circulan a su alrededor. ¿Nos acompañas?

La enfermedad de Morgellons | Una de las grandes incógnitas científicas

enfermedad de los Morgellons 2

¿Cuáles son los síntomas de la enfermedad de Morgellons?

El proceso se inicia con la presencia de un hormigueo bajo la piel que incita a la persona afectada a rascarse e incluso morderse con la intención de detener la comezón. Ante su persistencia, se da el convencimiento de que algún agente está atacando su cuerpo; sin embargo, en el momento en que son analizados, únicamente se encuentran un tipo de filamento blanco situado bajo las heridas, cuyo origen no puede detectarse.

Así, entre los principales síntomas de la enfermedad de Morgellons se encuentran los que enumeramos a continuación:

  • Erupciones o llagas que generan una intensa sensación de comezón en la piel.
  • Cosquilleo sobre la piel o bajo la misma, similar a la de los movimientos de insectos.
  • Presencia de hilos o fibras de origen desconocido.
  • Sensación de intensa fatiga.
  • Dificultad para la concentración.
  • Pérdida de memoria a corto plazo.

Una polémica que en la actualidad sigue más viva que nunca

La primera aparición de la enfermedad de Morgellons

Viajamos hasta Pennsylvania, en el año 2001, para encontrarnos con el primer caso relacionado con la enfermedad de Morgellons: un niño de dos años que, además de presentar extrañas úlceras con filamentos de color blanco, sostenía sentir un continuo hormigueo y mordiscos.

Ante la incapacidad de los médicos para determinar la causa, su madre, Mary Leitao, comenzó a investigar por su cuenta, descubriendo un libro que remitía a un malestar físico idéntico al de su hijo, fechado del siglo XVII. A partir de este momento, decidiría crear una asociación a la cual se unieron más de cuatro mil personas que afirmaban padecer los mismos síntomas. Eso sí, la mayoría de ellos compartían antecedentes relacionados con episodios de depresión, ansiedad e incluso drogadicción.

Distintas teorías acerca de la enfermedad de Morgellons

Frente a la ausencia de explicaciones médicas, se han visto reforzadas distintas teorías acerca de esta enfermedad, siendo la primera de ellas que se trata de un problema absolutamente mental. De hecho, los signos y los síntomas presentan una gran similitud con los delirios de parasitosis (una falsa convicción de infección por parásitos).

Una teoría más sorprendente es la llamada teoría de los chemtrails, que culpa a los rastros de combustible que los aviones dejan al volar de tratarse, en realidad, de acciones intencionadas de fumigación por parte del poder político para disminuir la población o probar armas experimentales.

Aunque estas opciones no son en absoluto bien recibidas en la comunidad científica por carecer de argumentos sólidos, no queda más que determinar que la enfermedad de Morgellons parece un misterio irresoluble que presenta más incógnitas que respuestas. Como siempre, te invitamos a que nos dejes un comentario con tus impresiones acerca de la información proporcionada. Estamos deseando conocer tu parecer.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here